Cómo hacer una autocandidatura

Esta semana vamos a hablar sobre las autocandidaturas. Muchos de los que entrasteis en EnvíaCurrículum probablemente ibais buscando la manera de enviar vuestro CV a alguna empresa, en vez de buscar ofertas de trabajo concretas. Es por eso que siento que este es uno de los temas que primero había que tratar.

Presentarse como candidato sin que haya una oferta de empleo de por medio es la manera menos eficiente de buscar trabajo pero al mismo tiempo, una de las más efectivas. En cierto modo, estaremos “molestando” a decenas de personas con la esperanza de que coincida que alguna de esas personas esté pensando en contratar a alguien exactamente como tú. Es efectiva porque es simplemente una cuestión de números que encontremos a esa persona. Si enviamos cien mensajes; con que una sola persona acabe ofreciéndonos trabajo habrá merecido la pena el esfuerzo. Por el camino habremos hecho perder un poco de tiempo a un montón de gente.

Ofrecerse como candidato es mentalmente agotador: no solo hace falta un trabajo previo para encontrar las empresas que nos interesan, sino que además debemos encontrar la manera de contactar con ellos y enviarles algo que les resulte atractivo. No hay que menospreciar esta labor en absoluto. De hecho, debemos tratar la búsqueda de empleo como un trabajo profesional en sí mismo, solo que en este caso no estaremos trabajando para ninguna empresa sino para nosotros mismos. Muchas personas no enfocan la labor así, y tras enviar un par de currículums se cansan y lo dejan para otro día. ¿Alguna vez has dejado un trabajo después de diez minutos porque te parecía aburrido? Pues aquí tampoco: debes actuar de manera metódica, tener claro lo que vas a hacer en esa jornada y no parar hasta que esté terminado.

A continuación os dejo una serie de consejos específicos para ayudaros a la hora de Enviar Currículums:

  1. Asegúrate de contactar con la persona adecuada. Debemos contactar con el personal más cercano posible al Departamento de Recursos Humanos. Si contactamos con empleados de la parte operativa seremos ignorados muy probablemente.

    Esto es común cuando enviamos nuestro CV al email corporativo de una empresa o al formulario de contacto general que tienen en su web. Normalmente la persona que lo lea esté esperando cuestiones relativas al día a día de la empresa y si ve algo que se sale de ahí, simplemente lo ignorará porque está trabajando en otra cosa. Un buen truco puede ser incluir “dirigido a Recursos Humanos” al principio del mensaje. Así lo podrán reenviar fácilmente al personal dedicado a esos asuntos.
  2. Deja atrás la negatividad. No intentes dar pena ni tampoco menciones datos negativos que nadie te ha preguntado. Es normal tener ansiedad porque nos hacen falta ingresos y estamos en una situación complicada, pero si lo que queremos es revertir la situación cuanto antes, lo mejor es controlarse y actuar fríamente.

    Nuestro mensaje de autocandidatura no es esperado por nadie en ese momento, es por ello que lo más probable es que sea leído con rapidez y desinterés. Si en cuanto abran el mensaje lo único que ven son datos negativos, es imposible que tengan una actitud positiva al respecto.

    Si no tenemos experiencia laboral es normal, pero no hace falta mencionarlo como la primera cosa que deben saber de nosotros. Menciona cosas positivas. Si causas una buena impresión ya se encargarán de mirar tu CV y ver qué experiencia tienes.
  3. Envía mensajes que parezcan personalizados. A menos que se trate de la empresa de tus sueños, es poco probable que seas capaz de extenderte mucho a la hora de explicar por qué quieres trabajar en ese sitio en concreto. No obstante, si copiamos y pegamos el mismo mensaje genérico se notará y el receptor pensará que no estamos realmente cualificados para su empresa, simplemente pensará que has enviado lo mismo a todo el mundo (sin importar el tipo de trabajo). Enviar siempre lo mismo da imagen de desinterés. Mandar lo mismo para trabajar en un supermercado que en una fábrica de coches no es razonable.

[...]

  1. Usa un documento como plantilla con textos reutilizables. Al principio del proceso, cada vez que enviemos una autocandidatura, procederemos a escribir el texto de manera personalizada para cada empresa. Nos encargaremos de guardar todos esos textos en un documento de Word.

    Una vez hayamos enviado cuatro o cinco autocandidaturas veremos que siempre estamos escribiendo más o menos lo mismo y que solo cambia la introducción y poco más. A partir de ese momento podremos copiar y pegar frases y párrafos de la plantilla para agilizar el proceso. De esta manera los mensajes serán personalizados y el trabajo será más productivo.

    Solo tendremos que pensar en lo particular de cada empresa y lo común lo podremos reutilizar.
  2. Pasa el corrector ortográfico. Este punto va relacionado con el anterior: si usamos plantillas podemos ver las faltas de ortografía en Microsoft Word y corregirlas desde ahí. También se relaciona con el punto 2: si lo único que saben de nosotros es que no sabemos escribir bien, es difícil que quieran conocernos más en profundidad.
  3. Especifica claramente qué puestos puedes desempeñar y en qué zona geográfica. Es frustrante recibir mensajes de personas que solo dicen “necesito trabajo, por favor”.

    Si eres inmigrante, deja clara tu situación legal en el país. Muchas empresas rechazan a extranjeros para evitar tener que hacer papeleo. Si les decimos que contamos con permiso de residencia o tenemos la nacionalidad española evitaremos esos prejuicios.

    Normalmente las personas que reciben estos mensajes los encuentran molestos, así que debemos hacérselo todo lo más sencillo posible. De lo contrario seremos ignorados a la primera de cambio. Si en dos segundos son capaces de ver qué puedes hacer, es posible que hagan la gestión. Si tienen que descargarse el adjunto, leerlo en detalle, etc. es más que probable que desistan.
  4. Incluye tu nombre y apellidos en el asunto del email. Si te postulas como candidato para una oferta en concreto, incluye el nombre del puesto en el asunto también. Adjunta tu CV en formato PDF, no en Microsoft Word. El nombre del archivo debería ser tu nombre completo. Si no tienes claro cómo debe ser el currículum no te preocupes porque dedicaremos un artículo detallado hablando sobre cómo hacerlo de manera correcta y llamativa.

Espero que hayan sido de ayuda estos consejos. Ahora estaréis preparados para ir a la recientemente renovada página de empresas con portal de empleo y enviar vuestras autocandidaturas a todas las empresas que queráis. ¡A partir de ahora os contestarán mucho más a menudo!

Compartir por Whatsapp

Opiniones sobre artículo

  • #1 Me ha gustado el artículo.
    Gracias y saludos
    Escrito por: Vanessa Romero Pérez, el 16/04/2018
  • #2 Es un artículo muy breve, pero muy real.Merece la pena tomar nota y aplicarlo
    Escrito por: Valentín Perdices Rodríguez, el 16/04/2018
  • #3 Me a gustado el articulo gracias y saludos
    Escrito por: Aitor Peralta, el 17/04/2018

Escribir una opinión sobre artículo